AINEs tópicos para la artrosis ¿una opción eficaz?

Los antiinflamatorios orales son una de las opciones farmacológicas más empleadas para la artrosis, a pesar de sus contraindicaciones respecto a su uso prolongado, especialmente en pacientes con comorbilidades o factores de riesgo. Los AINE de uso tópico están empezando a representar una opción viable en ese tipo de pacientes.

Según una revisión publicada en la revista Seminars in Arthritis & Rheumatism, las guías europeas y estadounidenses de la artrosis difieren en los términos de cómo y cuándo hay que usar los antiinflamatorios de vía tópica. Sólo las guías del NICE (Reino Unido) las incluyen en la primera línea de tratamiento, frente a los antiinflamatorios orales y otros analgésicos.

Los AINE tópicos tendrían un efecto moderado sobre los síntomas de dolor provocados por la artrosis, con una eficacia similar a los AINE orales, pero con la ventaja de una mejor relación riesgo-beneficio.

Por tanto, los autores de esta revisión destacan que los antiinflamatorios tópicos deberían ser considerados como una opción válida, especialmente para pacientes con artrosis mayores de 75 años o con comorbilidades como riesgo cardiovascular, gastrointestinal o renal. Esta elección conllevaría además una reducción en el uso de AINEs de vía oral.

Debido a la gran heterogeneidad en lo que respecta la formulación de los antiinflamatorios tópicos, los autores señalan como factores a tener en cuenta la absorción y biodisponibilidad de estos.

AINE topicoSin embargo, cabe destacar que se deben emplear con moderación, ya que, aunque en menor medida, el uso de los AINE tópicos también puede conllevar los mismos riesgos que los orales. Además, los autores señalan que el 39% de los pacientes reportan efectos adversos localizados como sequedad de la piel, eritema, prurito e incluso parestesia.

Los expertos recomiendan su uso en pacientes a los que el dolor afecta en una sola zona localizada, para que las dosis sean lo menos elevadas posibles. Además también señalan que serían necesarios más estudios sobre el uso prolongado o crónico de este tipo de fármacos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tus opiniones serán siempre bienvenidas si cumplen las guías de participación que puedes leer en esta página. Al enviar tu comentario, entendemos que has leído y aceptado estas normas, basadas en el respeto, veracidad y pertinencia de los comentarios.